domingo, abril 12, 2009

Tiempo

Tengo un nuevo hobby, un huerto casero. Vivo en una casa con un patio del tamaño de un salón grande, con una vista muy fea, y me hace más ilusión tener cebollas que rosales. Tengo aproximadamente diez verduras y cuatro plantas aromáticas, todo en macetas.

Leí una vez en una novela muy recomendable un diálogo más o menos así:

- ¿Por qué no estudias una carrera?
- Puf, porque cuando acabara tendría por lo menos 35 años!
- Bueno, 35 años vas a tener de todas formas.

Tener un huerto es una cosa que enseña un montón de paciencia. Octubre va a llegar tanto si quiero como si no, y llegará cuando le toque. Cuando llegué Octubre, con un poco de suerte y de agua tendré verdura para congelar, regalar, y comer hasta que me harte. Ingredientes: seis euros, ocho meses, y agua. Ni más ni menos.

Hay muchas cosas que sólo salen si se les da tiempo. Puede ser bordarte tú misma un sujetador de lentejuelas, hacer el puente tribal, montar una coreo, o llegar a clase. Puede ser un año, diez años, diez minutos. No dejes de hacer algo sólo porque coge mucho tiempo. Cuando algo no te salga, recuerda que Abril del 2011 (por decir una fecha cualquiera) va a llegar tanto si lo buscas como si no. De ti depende qué te va a encontrar haciendo cuando llegue.

1 comentario:

Laial Farah dijo...

Bonita y muy útil reflexión.
Espero que tu huerto te de para muchas ensaladas.
Un saludo.